10 consejos de gran utilidad para redactar discursos


1)    Saludos: Empiece sus discursos por saludar a la persona “más ilustre” de la sala. Después a otros dos o tres de menos rango en orden descendente. Si es posible hágalo citándolos sólo con Sr/a más el nombre de su cargo. Si quiere usar el nombre propio también puede hacerlo,   “Buenas tardes Presidente  SR. Gerifaltez ,  Vicepresidente  Sr. Jefacez , Consejera  Sra. Mandamuchez,  buenas tardes al resto de portavoces (y/o ponentes) y a todos los asistentes en general”. Si el acto cuenta con la presencia de algún político o cargo público de alto rango, se recomienda utilizar el tratamiento que según el protocolo corresponde a cada tipo de cargo.

2)    “La razón por la que estamos hoy aquí es…”. Los discursos se pueden iniciar con una breve descripción del tipo de acto público al que todos están asistiendo. Por ejemplo: “celebrar la inauguración de este magnífico nuevo local que servirá para…”, o “para  presentar el informe de XXX elaborado durante X meses y dar cuenta públicamente de sus interesantes conclusiones…”, o “para asistir a la firma del acuerdo que hará posible el inicio del proyecto P”, o “para  homenajear a XY”, o “entregar los Premios Z a sus merecidísimos ganadores”, etc.

mujer-con-su-discurso3)    Breve párrafo introducción sobre la situación general de su sector profesional concreto en el mundo, y después en su país, o quizá sea más interesante hablar del sector en su región, o su ciudad por ejemplo:  “Todos sabemos que en estos momentos el sector de XXX atraviesa un momento difícil, a causa de… y en nuestra ciudad las cosas no son diferentes” y seguimos: “ Por ejemplo pensemos en cómo era XYZ antes y cómo es ahora…o “Los últimos años en este sector han sido especialmente…”

4)    Ahora le toca hablar de usted mismo, y de sus quehaceres laborales. Aquí es la parte de los discursos donde deberá mojarse, y hablar de sus conocimientos y experiencias específicas profesionales y personales,  contar a los asistentes aquello que le ha hecho merecedor de tomar la palabra en el acto público del que va a formar parte. Quizá le sirva contar la historia de su trayectoria profesional desde el principio, o desde que fundó o entró a formar parte de su empresa…¿Cómo se imaginaba su futuro entonces?. ¿Qué es lo más importante que ha aprendido desde aquel momento?.  ¿Qué le diferencia de los demás competidores?.  ¿Se arrepiente de algo que haya hecho?. ¿Qué cosas todavía le sorprenden en su “mundillo“?

5)   ¿Y cómo ve el futuro de su negocio y de su sector? Hable primero de un futuro más inmediato y después de un futuro a más largo plazo  y explique cómo quiere usted que sea ese futuro y si tiene algo que ver con lo que esperaba cuando empezó.

6)  Es el momento de los agradecimientos  a todos los asistentes  por la atención prestada.  Antes piense si quiere agradecer a alguien en especial algún favor  o ayuda y ya estará listo para escribir un “hasta pronto” o un “hasta siempre, espero que volvamos a encontrarnos”, como despedida.  Piense si debe usted continuar el programa establecido con la cesión de la palabra a otro ponente, o quizá iniciando un turno de preguntas entre los asistentes. (En este último caso posponga la despedida hasta el final del mismo).

7)   La elección del tono del discurso: a no ser que el acto sea deliberadamente humorístico o satírico nuestro consejo es que elija un tono bastante serio. Entendemos que esta elección depende mucho de la forma del ser del ponente.También, de cómo acostumbra éste a presentarse ante los demás. Pero pensamos que si ha llegado a este blog buscando ayuda para hablar en público quizá no tenga suficiente seguridad en sí mismo como para hacer  bromas, buscar complicidades y practicar todo tipo de gracias con un grupo de personas que quizá no conoce y que puede que no estén tan receptivas como espera.  Pero recuerde que es sólo un consejo, si su instinto le dice otra cosa, y el acto al que va a asistir se  lo permite, quizá pueda ser un poco más valiente y tratar de divertir al personal.

redactar discursos8)   ¿Cómo calculo cuánto necesito escribir para hablar X minutos? No lea demasiado deprisa y vocalice bien, así es fácil que necesite un minuto por cada 200 palabras aproximadamente.  (Por si no lo sabe, el contador de palabras del Microsoft Word está en la parte de abajo y a mano izquierda). Para calcular el tiempo nosotros le aconsejamos que siga el siguiente consejo;  ponga todo el texto en tipo de fuente Arial a cuerpo 12 y con interlineado doble. Le saldrán unas 25 líneas en cada hoja. Calcule que tardará  aproximadamente dos minutos en leer cada hoja, o algo más.

9)   Entonación y pausas. Otro truco que le ayudará a leer bien sus discursos es el siguiente; busque todos los puntos seguidos y todos los puntos y aparte. Haga esta señal de dos barras // en rojo después de cada uno de ellos. Ello le ayudará a ver dónde hay una pausa fuerte por el fin de la frase. En ella, podrá hacer entonación descendente y coger aire.

Como necesitará hacer más pausas para coger aire, lea detenidamente el texto. Fíjese en que, dentro de una misma oración, hay otras oraciones subordinadas. También, otros complementos de todo tipo; (a veces entre comas y a a veces no) que adquieren sentido junto al grupo de palabras que están a su alrededor. Ponga una barra simple / en rojo detrás de cada uno de estos conjuntos de palabras. La barra simple le indicará que puede hacer una pausa para tomar aire. Esta será una pausa menos prolongada y de entonación ascendente. Por ello,  la oración ha  de continuar para adquirir su sentido completo.  (Tal y como se ve en el prox. párrafo )

10)  Sus discursos ya están preparados para el último truco que es bastante evidente; / leerlo en voz  alta en su casa el día anterior.// Sería mejor incluso /si convence a alguien de su confianza/ para leérselo en directo /y después pedirle su opinión.// Imprímalo en un papel de calidad y a una sola cara, /numere los folios y ponga si quiere un clip,/ pero no los grape.//  Lo mejor es poner uno detrás de otro para no equivocarnos/ ya que / cuando están grapados / a veces se golpea con ellos el micrófono al cambiar de página / lo que produce un sonido desagradable/ que le desconcentrará a usted y a su audiencia //.

Siguiendo este decálogo de consejos para la redacción de discursos, quizá no consiga que le nominen para miembro de una Real Academia. Puede que ni siquiera consiga que le aplaudan; aunque sí es probable que  sus conocidos le digan que lo ha hecho muy bien. Lo que sí es fácil que suceda es que salve la situación honrosamente. Habrá conseguido lo que prometíamos  al principio del post anterior: “salir del paso”.

Si siente que va a ser un esfuerzo muy grande por su parte, y encima sólo para “salir del atolladero” quizá prefiera contratarnos, pídanos presupuesto contactándonos aquí.